Jugos naturales para adelgazar y lograr una “panza chata” en el verano

Adelgazar sin pasar hambre y comiendo rico es posible. Te contamos las bondades de frutas y verduras para que puedas combinarlos de la mejor manera

Una buena opción para adelgazar de manera saludable es optar por los jugos naturales. Con esto, no estamos diciendo que la alimentación debe basarse únicamente en líquidos, al contrario, debe acompañarse con jugos que ayuden al proceso de manera sana para nuestra salud.

Cuando tomamos batidos de frutas y verduras estamos incorporando una gran cantidad de vitaminas, fibras y minerales de forma rápida y segura. Lo que muchas veces ocurre es que no solemos incluir este tipo de alimentos en nuestras comidas diarias.

Es muy bueno para la salud incorporar el hábito de tomar jugos, licuados y batidos porque tienen otras bondades además de la adelgazante.

Las dietas rápidas con resultados mágicos no existen. Lo que puede pasar es que bajes algunos kilos a costa de pasar hambre, pero esa pérdida de peso no va a ser real ni duradera, ya que lo primero que se eliminan son los líquidos, según buenavibra.

Es importante resaltar que ninguno de estos jugos actúa de manera instantánea. Si se desea bajar de peso, lo correcto es hacerlo de forma saludable y adoptando nuevos hábitos alimenticios que sean posibles de mantenerlos en el tiempo.

Bajar de peso no tiene que ser sólo una cuestión estética: cuando podamos entender que adelgazar es bueno para la salud porque devuelve la vitalidad y previene muchas enfermedades, lo vamos a poder hacer sin sufrimientos ni impedimentos.

Lo ideal es acompañarlo con una rutina de ejercicios adecuada a nuestras necesidades.

A continuación te contamos qué podés tomar para que este proceso sea más fácil y no te prives de nada rico.

Qué tomar para adelgazar

Muchas personas no saben que tomar a la hora de empezar una dieta y piensan que la mejor opción es recurrir a las pastillas adelgazantes o infusiones que prometen milagros.

La realidad es que no hay nada mejor que optar por los jugos y batidos naturales que aportan muchas bondades a nuestro organismo sin conservantes ni contraindicaciones.

Lo mejor es animarse a realizar combinaciones nuevas, ya que la única manera de que nos quede sabroso es probando y haciendo nuestras propias modificaciones.

Jugo verde

Los jugos verdes son preferidos por muchos ya que además de fomentar la pérdida de peso, son muy buenos para eliminar toxinas del cuerpo, fortalecer piel, pelo y uñas. También mejoran el sistema inmunológico y ayudan a prevenir enfermedades crónicas. Ayuda a conciliar mejor el sueño y a descansar profundamente.

Necesitás

  • 1 puñado de menta fresca
  • 1/4 de col rizado
  • 1 pepino
  • 1 tallo de apio

Jugo de limón

El limón es inmensamente antioxidante y contiene mucha vitamina C. Es un gran depurador, por lo que ayuda a que nuestro organismo esté limpio de toxinas.

También neutraliza el exceso de ácido en el estómago, con eso ayuda a la alcalinización de la sangre y del organismo en general.

Aunque es bueno para la purificación y por ende para adelgazar, es importante destacar que no se debe abusar de él y que siempre se lo debe consumir diluído con agua. En caso de hacerlo puro, puede traer afecciones en el calcio de los dientes y con el tiempo éstos pueden tornarse amarillentos.

Para hacerlo de una manera que traiga consigo beneficios:

Necesitás

  • Jugo de dos limones
  • Media taza de agua
  • 2 cucharadas de miel

Limón y perejil

El perejil tiene propiedades parecidas a las del limón, por eso combinarlas es perfecto para bajar de peso. También tiene un alto contenido de hierro, zinc y potasio.

La mejor opción para este jugo es tomarlo en ayunas.

Necesitás

  • 1 litro de agua tibia
  • Jugo de 1 limón
  • 1 cucharada de perejil picado
  • 2 cucharadas de miel

Para la preparación

Primero tenés que limpiar bien el perejil y picarlo. Luego, extraerle el jugo al limón. Poné a hervir el agua y cuando cuando veas que está llegando al punto de ebullición, colocále el perejil picado. Dejá que hierva por cinco minutos y luego retirá la olla del fuego.

Colá la infusión y agregále el jugo de limón. Mezclalo con la miel y ya está listo para tomar.

Jugo de jengibre

El jengibre contribuye al organismo con vitaminas y minerales, pero además es muy bueno para el sistema inmunlógico.

Aporta potasio, que es bueno para los músculos, y fósforo, para que los dientes estén más fuertes así como también los huesos. Ayuda al cuerpo a descomponer las grasas y los hidratos de carbono.

Aporta vitamina C que es un gran antioxidante y ayuda a prevenir el envejecimiento prematuro de las células.

El jugo de jengibre es más difícil de obtener, por eso acá te explicamos cómo hacerlo.

Necesitás

  • 1 jengibre fresco
  • Jugo de 1 naranja

Para la preparación

Lo primero que tenés que hacer es extraer el jugo del jengibre. Para eso, primero debés lavarlo bien y pelarlo. Una vez pelado, vas a rallarlo con la parte más pequeña del rallador.

Cuando lo tengas todo rallado, colocálo en una gasa. Ésta la vas a torcer y así irá saliendo lentamente el jugo.

Al jugo luego se puede mezclar con jugo de naranja o algún otro que desees para que quede más completo y rico.

Con lo rallado que estaba dentro de la gasa, se puede aprovechar para hacer té. Simplemente tenés que incorporarlo a la taza de té que más te guste.

Jugo de espinaca

La espinaca es una verdura muy versátil por lo que es ideal para combinar con otras frutas y verduras y así lograr jugos de excelente calidad.

Es muy hidratante por su alto contenido de agua, por lo que ayuda a la eliminación de toxinas y a depurar el organismo. También ayuda a la digestión y brinda una sensación de saciedad por más tiempo.

Además contiene una gran cantidad de antioxidantes y proteínas, que ayudan a controlar el colesterol alto y a mejorar la circulación.

Necesitás

  • 1 taza de espinaca
  • 2 naranjas
  • 3 kiwis
  • Media taza agua

Jugo de pepino

El pepino es una fruta que tiene un alto contenido de agua, por lo tanto las calorías que aporta son muy pocas.

Es ideal por ser refrescante y además porque limpia toxinas de nuestro cuerpo, lo que hace que nos sintamos más livianos.

Necesitás

  • 1 pepino
  • 3 rodajas de ananá
  • Jugo de 1 limón
  • 1 pedacito de jengibre rallado
Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *